jueves, 24 de abril de 2014

Resaca de Ultra Trail

El pasado fin de semana tuvo lugar la Ultra y la Trail Serra de Tramuntana.  Dos carreras por montaña que recorren parte de los parajes más bonitos de la Serra. La primera de ellas con salida en la ciudad de Andratx y llegada en Pollença (110km después) y la segunda con salida desde Valldemossa (versión "pequeña" de 65km). Estas dos competiciones son hoy por hoy, y creo que la mayoría pensarán lo mismo que yo, las carreras por montaña más importantes de Mallorca. No solo por la cantidad de gente que participa en ellas si no por como moviliza a todos los que forman parte del evento.


Es sorprendente (gratamente) ver como viven de forma tan intensa esta experiencia los deportistas que se enfrentan a ella. No solo en la competición en sí (los que pudimos estar presentes vimos los nervios de las salidas, algunas de las penurias y alegrías durante el recorrido y las emociones vividas al llegar a la meta) sino también
por los meses de preparación dedicados a este objetivo y a los diferentes comentarios en las redes sociales semanas antes y después del día "D", donde se puede apreciar lo importante que es para la mayoría participar, y hacerlo lo mejor posible, en la Ultra o la Trail.

En lo que respecta a los "míos", a medida que se pase la "resaca" se hará el análisis pertinente de los resultados obtenidos a nivel deportivo, aunque creo que todos tienen muy claro que los más importante es el proceso que les ha llevado hasta la carrera (independientemente de los resultados) y de haber sido parte de un evento tan emocionante como este. Números aparte, desde aquí mi enhorabuena a Margalida por terminar la Trail (apenas sin despeinarse) siendo su segunda carrera por montaña; a Tomás por terminar una carrera que le hacia ilusión sin estar entrenando específicamente para ello (lo que supone sufrimiento extra asegurado); a Christopher por acabar "por sus coj.." con los problemas que arrastró durante gran parte de la prueba (seguro que no se arrepiente); a Ángel por decidir tirar para adelante aunque no estaba saliendo la carrera como pretendía y a Magdalena que, aunque no pudo acabar por problemas estomacales, tuvo el coraje de estar en la salida aún con todos los inconvenientes que hubo en su preparación (fractura incluida). Gracias a todos por las horas de entrenamiento dedicadas; los sacrificios que realizaron para poder participar y a familiares, parejas y amigos por aguantar y apoyar las locuras de esta gente.

Enhorabuena a todos los valientes que han podido correr y terminar y a los que lo intentaron (aunque hayan quedado por el camino) como también todos los que hacéis posible la realización de un evento como este.

¿Habrá que correr el año que viene?



No hay comentarios:

Publicar un comentario